Home / Museos / Museo de la Radiodifusión

Museo de la Radiodifusión

/
/

La industria de la radio es el medio de comunicación más versátil, de mayor penetración y cobertura, es el enlace entre países, grandes ciudades y alejados poblados.

La onda de radio, como cualquier otra emisión de sonido tiene diferentes características de la onda hertziana (llamada así por el apellido de su descubridor Hertz) en amplitud y frecuencia.

La XEV, primera radiodifusora comercial que nació en la ciudad de Puebla el 6 de octubre de 1930, fue instalada en la casa del Sr. Ciro Molina, quien recibió el apoyo de Don Emilio Azcárraga Vidaurreta. Esta estación transmitió desde la avenida Reforma 125 durante 6 años.

En marzo de 1933 salió al aire la segunda estación, la XETH, «La Voz de Puebla» de Don Ramón Huerta; el primer locutor fue Honorato Reyes Nieva. Esta estación transmitió durante 5 años.

El 30 de noviembre de 1939 en la calle 46 poniente 705 de la colonia Santa María, hubo un gran revuelo porque desde una pequeña cabina se escucharon las voces de Guillermo Núñez Keith, Jorge Velez y del Presidente Municipal, Mayor Rafael Avila Camacho, quien inauguró, junto con la participación del público que ya podía asistir a los programas, necesitó de nuevas instalaciones, y en 1940 se trasladó a los altos del cine Reforma en el centro de la ciudad.

A cargo de los noticiarios locales estaba Don Roberto Cañedo Martínez, quien en 1941, al parecer que esa empresa radiodifusora empezaba a zozobrar, tomó las riendas provisionalmente y adquirió la radiodifusora; con esta acertada decisión Puebla ganó un gran dirigente.

Grupo ACIR Puebla cuenta actualmente con 8 estaciones y forma parte de un proyecto nacional con un total de 140 radiodifusoras que cubren todo el territorio mexicano y una estación en los Estados Unidos.

Entre las piezas del recuerdo que conforman ese museo se encuentran micrófonos RCA modelos 44 y 77, reproductoras de cintas, teléfonos de magneto para comunicarse directamente con la planta transmisora, discos de acetato de 78, 45 y 33 revoluciones, una tornamesa con aguja marca Recoton, varios modelos de radio receptores, además de diplomas, placas conmemorativas, reconocimientos, notas laudatorias, agradecimientos y fotografías de amigos, personajes y artistas, todo esto como un testimonio de la larga y fructífera trayectoria de tan relevante empresa dirigida actualmente por Don Rafael Cañedo Benítez.

Facebook Comments
  • Facebook
  • Twitter
  • Google+
  • Linkedin
  • Pinterest
This div height required for enabling the sticky sidebar